¿De qué lado estás? – Los Testigos de la Pasión

¿De qué lado estás? – Los Testigos de la Pasión

< Anterior  –  Siguiente >

– por Carlos Mantica

Los que supieron responder
Hemos visto una serie de personajes testigos de la pasión y corro el peligro de olvidar a otros personajes en los que también podemos tratar de encontrarnos o aprender algo de ellos. Hablo de personas que supieron responder al paso de Jesucristo.

XII. La Verónica
Pienso, por ejemplo en aquella mujer que hemos dado en llamar La Verónica. La que enjugó el rostro del Señor.

No hay en ella ningún acto heroico. Simplemente salió al encuentro de Jesús y le enjugó el rostro lleno de sudor, de sangre y de salivazos. Lo que admiramos en ella es su corazón. Sin duda hizo muchas cosas como éstas antes y después de aquel gesto hermoso. Son aquellas silenciosas mujeres que anónimamente ayudan al necesitado y a los que sufren.

Nadie sabe quién es esta mujer. Por error se le ha dado el nombre de Verónica, por el famoso Lienzo de la Verónica donde quedó impreso el rostro de Jesús. El lienzo posiblemente no existió nunca sino que es la misma sábana de Turín, con que envolvieron a Cristo en el sepulcro y donde quedó grabada la imagen de todo su cuerpo. Durante siglos estuvo doblada mostrando solo el área del rostro. Se la llamó la Veron-Icon, que en griego quiere decir ” la imagen verdadera” , y no faltó alguien que la llamara lienzo de La Verónica.

Nadie sabe pues quién era esa mujer. Solo sabemos lo que había en su corazón. Tampoco sabemos generalmente el nombre que se esconde detrás de muchas bondades que suceden a nuestro alrededor.

___________

Carlos Mántica es uno de los Fundadores de la Comunidad Ciudad de Dios en Managua, Nicaragua y uno de los líderes fundadores de la Espada del Espíritu. Sirvió como presidente de la Espada del Espíritu entre 1991 y 1995. Adaptado del libro ‘De huevo a pájaro’. © 2001, Carlos Mántica.

0 Comentarios

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.